jueves, 10 de septiembre de 2009

Desafío (Defiance, 2008)

Recomendada para: Quienes gustan de las películas de época, en especial las de la Segunda Guerra Mundial.
No recomendada para: Quienes tengan corazón de pollo o se aburran con las películas de época.
La Segunda Guerra Mundial es uno de esos temas que van y vienen en el cine: se pone de moda un rato y se filman 5 o 6 cintas al respecto, luego se olvida por un par de años y el ciclo comienza de nuevo. Algo que siempre me ha llamado la atención es que de cada 10 películas de este tema, 9 se encargan de mostrar lo mal que la pasaron los pobres e inocentes judíos, por lo que es inevitable preguntarse ¿Qué acaso ningún judío tenía los cojones para ponerse al tiro con los alemanes? Al parecer del otro lado del mundo, en la Polonia ocupada por la Unión Soviética, sí hubo un grupo de judíos que en vez de lamentarse y lloriquear como nenas decidieron ponerse los pantalones y hacer algo al respecto.

Basada en hechos reales la historia comienza cuando Zus (Liev Schreiber), Asael (Jamie Bell) y Aaron (George MacKay), los hermanos Bielski, huyen al bosque para evitar ser asesinados por la policia local que esta persiguiendo a los judíos de la zona. Una vez en el bosque el hermano mayor, Tuvia (Daniel Craig), aparece para reunirse con sus hermanos y junto con otros fugitivos empezar a planear su supervivencia . Las noticias no tardan en circular entre los judíos por lo que poco a poco empiezan a llegar al bosque más de ellos para unirse al grupo de los Bielski y es entonces que los problemas propios de toda comunidad empezarán a presentarse. Además de esto, los constantes ataques por parte de los alemanes ponen en peligro la supervivencia de la comunidad por lo queTuva y sus hermanos deberán hacer todo lo posible por evitarlo.

El guión de la película es bueno, fluye de buen modo aunque sí tiene un par de partes algo lentas. En si me recordó mucho a El Patriota (The Patriot), pues ambas películas tratan de un grupo de "rebeldes" que se organizan para hacerle frente a su enemigo valiéndose del factor "me escondo en lugares que sólo yo conozco" para después caerle de sorpresa a los malos. A pesar del parecido la película no tiene tanta acción y en realidad se centra un poco más en la problemática que se va presentando día a día en la vida de esta comunidad y en el éxodo de la misma.

Las actuaciones en general son buenas, lo que uno esperaría del género. Daniel Craig sin duda se encuentra en la cima de su carrera -en parte gracias a su papel como James Bond- y aunque a ratitos le falla el acento bielorruso nos brinda una buena actuación como el líder de los Bielski. Liev Schreiber va que vuela para convertirse en unos los actores favoritos de la década gracias a su gran talento y en la cinta encarna al hermano visceral y explosivo deseoso de venganza (muy parecido de hecho a su papel en la película de Wolverine). Da gusto ver que Jamie Bell va por buen camino -sobre todo después del fiasco que fue Jumper- aunque no fui fan de sus caras emo en la película. Alexa Davalos es quien decepciona en esta ocasión, pues termina siendo sólo una "cara bonita" y el pretexto para que no pensemos que el papel de Daniel Craig es gay.

De los grandes aciertos de la cinta tenemos la ambientación y la fotografía. La primera está tan bien lograda que hasta frío me dió durante toda la secuencia del invierno, acabé poniéndome mi chamarra porque juraba que la sala de cine estaba congelándose. La segunda es genial porque la película se filmó en los bosques de Lituania así que ya se imaginarán los bellos paisajes plagados de gigantescos árboles y de toda clase de vegetación.

En conclusión Desafío es una película recomendable que lograr romper con la fórmula tradicional del género (gringos salvando el día y judíos lloriqueando) y que además tiene un buen nivel de contenido histórico. Eso sí, vayan preparados y bien descansados porque la película dura casi 2.5 horas.

ADVERTENCIA: Los siguientes párrafos contienen información esencial acerca de la trama de la película.

Me latió:

1. James Bond, Sabertooth y Billy Elliot son una combinación ganadora, la relación entre los personajes de estos 3 actores es una mezcla de comedia y drama muy bien lograda. Daniel Craig deja en claro que su licencia para matar lo acompaña a todos lados y Liev Schreiber está simple y sencillamente rompemadres.

2. Es la primera película de la Segunda Guerra Mundial que veo en la que los judíos no se limitan a llorar, sufrir y tocar pianos imaginarios. ¡NO! Estos judíos si le entran a los cates y patean uno que otro trasero nazi.

3. No se porque pero la mezcla de idiomas -inglés, alemán y ruso- me agradó bastante. En especial el ruso, tiene un no se que que me llama mucho la atención.

4. Las siguientes escenas:
a) La escena en la que van alternando fragmentos de la boda de Asael y Chaya con la emboscada de los rusos a un convoy nazi. El contraste es excelente y es sin duda la mejor escena de toda la película.
b) Cuando Tuvia y Zus junto con otros soldados rusos van a destruir la radio de la estación de policía. El efecto como en cámara lenta que utilizaron ayuda bastante a transmitir la intensidad de la escena.

No me latió:

1. A las escenas de acción les faltó algo de adrenalina, son lo suficientemente buenas para mantener la atención del público pero definitivamente pudieron quedar mejor.

2. Las siguientes escenas:
a) La película no se salva de tener su escena del Holocausto, varios cadáveres apilados en una zanja. ¿Cuándo veremos una cinta que se atreva a omitir este elemento tan choteado?
b) En un punto de la película los Bielski deciden liberar a todos los judíos de uno como campo de concentración. De entrada Tuvia y Asael entran como Juan por su casa a dicho campamento y luego escapan con todos los judíos del lugar sin ser detectados por los soldados alemanes lo cual no tiene mucho sentido que digamos. Si escapar de dichos lugares hubiera sido tan fácil todos los judíos se hubieran salvado.

c) Cuando llegan al pántano por andar escapando de los nazis y Asael les echa todo un discurso super "motivador" que hace que todos sigan adelante sin miedo.....pffff.
d) En la última pelea, contra el tanque alemán, el judío intelectualoide decide hacerse el mártir atacando directo a los alemanes con un explosivo. Sobra decir que fracasa rotundamente y sólo ridiculiza la escena.


Publicar un comentario