martes, 23 de noviembre de 2010

Scott Pilgrim vs Los Ex de la Chica de sus Sueños(Scott Pilgrim vs The World, 2010)

Recomendada para: Adolescentes, geeks, wannabes de geek, si te gusta The Big Bang Theory o la película Nick y Norah: Una Noche de Amor y Música (Nick and Norah's Infinite Playlist).
No recomendada para: Fans puristas del comic o si las películas de adolescentes te dan hueva.

Hace poco más de una década que lo geek/nerd se puso de moda, al menos cinematográficamente hablando. Los temas que antes eran considerados exclusivos para los nerds, poco a poco comenzaron a formar parte de la cultura pop. Los ejemplos sobran: la trilogía de El Señor de los Anillos, el sin fin de películas de superhéroes, las adaptaciones de comics, novelas gráficas y videojuegos e incluso series de televisión como The Big Bang Theory. Sí, lo geek/nerd pasó de ser un calificativo despectivo a ser uno de los "estatus" sociales más deseados por todos, los jóvenes en especial. Scott Pilgrim es una más de estas cintas, la confirmación de que lo cool hoy en día es hablar de videojuegos y escuchar música indie. La película prometía ser el "fenómeno cinematográfico de esta generación" (al menos así la vendía su publicidad) pero debo decir que a pesar de ser sumamente divertida, falló ÉPICAMENTE a su promesa.

Scott Pilgrim (Michael Cera) es un joven bastante ordinario que dedica su tiempo libre a tocar en una banda, jugar videojuegos y pasar el tiempo con su novia Knives Chau (Ellen Wong), quien es menor de edad. Todo parece ir bien en su vida hasta la noche en que conoce a Ramona Flowers (Mary Elizabeth Winstead) y se enamora de ella a primera vista. Al principio ella no le presta atención, pero después de insistir un poco, ella accede a salir con él. Scott finalmente ha encontrado a la chica de sus sueños, pero para poder estar juntos él deberá pasar una prueba, o mejor dicho 7: pelear y derrotar a cada uno de los malvados exnovios de Ramona que controlan su vida amorosa.

La trama es sencilla y sin mayor complicación, lo cual es bueno por un lado porque así el público puede concentrarse en el aspecto visual de la película, que dicho sea de paso es su punto más fuerte. El trabajo de edición es una maravilla y junto con los efectos especiales, crean la ilusión de que lo que vemos en pantalla es un comic y no una película, muy similar a lo que los hermanos Wachowski lograron en Meteoro (Speed Racer). La cinta es un cocktail de cultura pop, pues está plagada de referencias a videojuegos, música, comics y todo aquello considerado hoy en día como "indie". Todo lo anterior en conjunto es lo que la hace tan divertida y agradable para casi cualquier público. Sin embargo la trama es en verdad tan sencilla y el desarrollo de personajes prácticamente inexistente, que sólo sirven de pretexto para la acción (igual que las películas porno), la película no pasa de ser un bonito espectáculo.

Las actuaciones están bien, nada del otro mundo en realidad. Michael Cera hace el mismo papel de siempre, el del chavo medio chistoso, medio baboso, pero eso sí: super "indie". Para bien o para el mal, es el único papel que le queda y pues siendo honestos le sale bien. Mary Elizabeth Winstead interpreta a Ramona y su trabajo es algo mediocre. No sé si fue culpa del guión, de la dirección o de ella misma, pero su personaje no tiene mucho chiste y mucho menos la fuerza que debería tener en la historia. De hecho, la química entre Cera y ella es casi nula, sí, Ramona es la chica de los sueños de Scott pero sólo porque lo dicen, no es algo que uno vea y diga "ah sí, como no, es la chica ideal". Afortunadamente hubo quienes sí se rifaron interpretando a sus personajes y son Ellen Wong como la adorable pero también vengativa Knives Chau; Kieran Culkin (sí, el hermano de Macaulay Culkin) como Wallace, el mejor amigo gay de Scott y que es algo así como la voz de su conciencia, una especie de Pepe Grillo moderno; Chris Evans como Lucas Lee, el segundo exnovio de Ramona y todo un héroe de acción (¿a alguien le recordó a Hugh Jackman en Wolverine?) y Jason Schwartzman como Gideon Graves, el último exnovio y el más malvado de todos y si han jugado los suficientes videojuegos, leído los suficientes comics y visto el suficiente anime, notarán que es algo así como una recopilación de varios clichés y estereotipos de los villanos. El resto del elenco está formado Brandon Routh (quien fue el último Superman), Anna Kendrick y Mae Whitman entre otros.

La banda sonora es excelente y no es para menos ya que el mismísimo Beck compuso las canciones de Sex-Bomb-omb y el elenco ensayaba junto con él, eso debe ser un EPIC WIN, ¿no? Adicionalmente otras celebridades como Metric, Broken Social Scene, Cornelius y David Campbell contribuyeron para el soundtrack. Y para rematar, tonadas como la de Seinfeld, el tema de batalla en Final Fantasy II y el tema Enter Goddess de The Legend of Zelda son un verdadero deleite para quienes en verdad las conocen, no así para quienes pretenden conocerlas (hipsters...pffff).

En conclusión, Scott Pilgrim es una película ampliamente recomendable. Sus chistes, situaciones y sobre todo la genial forma de presentar las cosas -como en un comic- logran que uno pase un muy buen rato. Y no, no necesitan ser geeks para disfrutarla, tan sólo se necesita tener la disposición de disfrutarla, es como ver The Big Bang Theory pero con Michael Cera. Las fallas de la película no son tan graves, pero es debido a ellas que la película no fue el éxito que sus productores y publicistas esperaban. Al principio de este post mencioné otra película, Nick and Norah's Infinite Playlist, la cual les recomiendo que vean sobre todo si les gustó Scott Pilgrim, se trata en esencia de la misma historia (incluso también la estelariza Michael Cera) sólo que mucho mejor desarrollada.

ADVERTENCIA: Los siguientes párrafos contienen información esencial acerca de la trama de la película.

Me latió:

1. La forma en que en lograron que la película parezca un comic. Los efectos, las anotaciones que aparecen en pantalla, la edición, los personajes apareciendo y desapareciendo entre una toma y otra e incluso como intercalaron escenas del comic verdadero con la película. Visualmente es una gran experiencia para el espectador.

2. Los personajes de Knives Chau y Wallace Wells. La primera es sumamente adorable pero es mucho mejor cuando los celos la invaden y jura vengarse de Ramona. El segundo es quien en verdad le da el tono de comedia a la película. Las cosas que dice, las cosas que hace y en general su personalidad lo vuelven por mucho el mejor personaje de la cinta. Su mejor momento fue cuando aún borracho y dormido le manda un mensaje a la hermana de Scott para acusarlo.

3. La mayoría de los chistes son muy buenos, sobre todo porque son algo tontos y random. Por ejemplo cuando Scott no sabe que pretexto usar para desconocer a Knives y acaba diciendo que tiene que orinar encima de ella. Lo del novio que tiene poderes por ser vegetariano y como los pierde también es sumamente gracioso. Mi favorito fue en la fiesta en la que Scott le muestra un garabato horrible a un chavo y este luego luego reconoce que es Ramona. ¿Así o más random?

4. La forma de combinar varios elementos de la cultura pop moderna como lo son los videojuegos, los comics e incluso uno de los más recientes: Bollywood, con todo y coreografía chistosa.

5. Las peleas con los malvados exnovios, con excepción de la de los gemelos que apesta. Cada una es diferente y apela a diferentes clichés de los comics y videojuegos, no sólo son golpes sin sentido (bueno, un poco).

No me latió:

1. La química entre los personajes de Scott y Ramona, en serio es casi nula. Me quedé esperando a que Ramona hiciera algo así wow para poder decir "ah claro, por eso es la chica de sus sueños", pero ese momento jamás llegó. ¿O qué? ¿Cambiar el color de su cabello cada dos escenas es la explicación a porque Scott babea por ella? No lo creo.

¡WOW está bebiendo café! She's a keeper......NOT

2. Entiendo que al tratarse de una adaptación hayan querido mantener a la mayor cantidad de personajes posibles pero no le veo el caso cuando muchos de esos personajes no tienen relevancia alguna en la historia. La hermana de Scott por ejemplo, no tiene chiste alguno y ni que decir de los gemelos japoneses que ni siquiera tienen una sola línea de diálogo. Hasta Darth Maul en Star Wars Episodio I tuvo dos diálogos, NO PUEDO CREER que los gemelos NO tengan ni uno sólo. ¡¡¡FAIL!!!

3. ¿Qué con el alter ego de Scott? Pffff, por lo visto no se les ocurrió una mejor forma de rellenar la historia.

4. Esto ya es un poco más personal pero me molesta que los guionistas crean que por decir una sola vez "Final Fantasy" o "Zelda" ya con eso la película es "geek".


Publicar un comentario