martes, 28 de diciembre de 2010

Red Social (The Social Network, 2010)

Recomendada para: Público en general y quienes tengan interés por los fenómenos sociales contemporáneos.
No recomendada para: Si estas peleado con Internet y las redes sociales porque sientes que "violan" tu privacidad.

Hace apenas unos días la revista Time nombró a Mark Zuckerberg como la persona del año 2010. El billonario más joven de todos los tiempos y su red social fueron uno de los centros de atención durante todo el año y por diversos motivos: alcanzaron la cifra de 500 millones de usuarios, los medios se ensañaron en acusarlos de violar la privacidad de los usuarios y de vender su información a terceros, etc. Pero sin duda fue la película acerca de la creación de la famosa red social lo que causó más polémica en torno a su creador. ¿Es Mark Zuckerberg el genio más grande de nuestros tiempos o un vil oportunista, manipulador y mentiroso? La respuesta no es fácil y la cinta tampoco ofrece una, pero Red Social (The Social Network), además de entrenerlos, les puede dar una ligera idea de la historia detrás de uno de los acontecimientos más importantes de la era digital: Facebook.

Después de que su novia termina su relación, un dolido Mark Zuckerberg (Jesse Eisenberg) dedica la noche a burlarse de ella en su blog y en crear una página donde los demás estudiantes puedan decidir cual es la chica más sexy de Harvard. La página es un suceso pero Zuckerberg se mete en problemas por violar el reglamento escolar así que el sitio es cerrado. La pequeña hazaña de Zuckerberg le sirve para llamar la atención de 3 jóvenes emprendedores quienes le ofrecen ser parte de su proyecto: Harvard Connection, un portal exclusivo para estudiantes de Harvard. Mark decide mejorar/robar la idea y llevarla al siguiente nivel, así que acude a su mejor amigo, Eduardo Saverin (Andrew Garfield), para que le ayude con el proyecto. Los dos amigos enfrentarán muchas dificultades que pondrán en riesgo todo, incluso su amistad.

La película es buena y logra combinar muy bien distintos elementos que la hacen divertida y "educativa". Su punto más fuerte es la combinación de ficción con hechos reales, la mezcla resulta sumamente atractiva para el público que no sentirá que está viendo un documental pero tampoco un churrazo. ¿A todos les gusta un poco de drama, no? Pues la cinta tiene una buena dosis del drama de las relaciones personales, discusiones entre amigos, corazones rotos, lucha de egos, celos etc. Es como ver una teen movie pero con un guión muchísimo más interesante y mejor escrito. Otro punto a favor es que la película no se desarrolla de manera linear, sino que brinca entre el presente y el pasado, lo cual es perfecto para crear tensión y expectativa en la historia. Y no se preocupen por esto de los saltos en el tiempo ya que están perfectamente delimitados para no confundir al espectador.

Las actuaciones están muy bien. Jesse Eisenberg hace un estupendo papel encarnando al controversial Mark Zuckerberg y lo digo considerando que éste último no aparece muy a menudo en público, por lo que estudiar el personaje no ha de haber sido una tarea fácil. Andrew Garfield ya había demostrado su talento antes y lo confirma nuevamente (por algo lo eligieron para ser el nuevo Spiderman) con una actuación bastante convincente. ¿Quién se hubiera imaginado que Justin Timberlake podía actuar? Yo no, así que realmente fue una sorpresa, digo no va a ganar un premio por ello y dudo enormemente que ahora se vaya a dedicar al cine, pero no lo hizo nada mal. Armie Hammer y Josh Pence (aunque su cara fue reemplazada por la de Armie) encarnan a los "antagonistas" de la cinta, los gemelos Winklevoss, quienes todavía al día de hoy juran y perjuran que Zuckerberg les robó la idea. Por último, la bella Rashida Jones tiene un papel tan pequeño e irrelevante que no entiendo siquiera porque se molestó en aceptarlo.

En conclusión, Red Social es una buena película que deja de lado toda pretensión para cumplir con el propósito de entretener. En lo personal disfruté mucho la película pero no creo que vaya a ganar muchos premios (igual y me equivoco), tampoco me sentí ni inspirado a estudiar sistemas (porque ya lo hice) ni a empezar mi propio negocio (porque también ya lo hice), sin embargo entiendo que mucha gente haya tenido una revelación al verla, es una gran historia de éxito. La recomiendo ampliamente y también los invito a que sí en verdad les interesa el caso, busquen más información al respecto. Por ejemplo, en el portal de 60 Minutes hay unas entrevistas muy interesantes con el verdadero Zuckerberg, incluso una donde expresa sus comentarios acerca de la película.

ADVERTENCIA: Los siguientes párrafos contienen información esencial acerca de la trama de la película.

Me latió:

1. I'm CEO, Bitch. Sin duda la mejor tarjeta de presentación de todos los tiempos.

2. La novia de Eduardo reclamándole porque en su perfil de Facebook dice que esta soltero. ¿A quién no le ha pasado? Todo un clásico de los tiempos modernos :P

3. Las relaciones entre los personajes están de maravilla. En el caso de la rivalidad entre Sean y Eduardo, en todas sus escenas juntos en verdad se puede sentir la tensión en el ambiente. El momento de la película: Eduardo enfrentándose a Mark y Sean cuando se entera que se lo chamaquearon con las acciones de la empresa #WIN.

4. Este es más bien un detalle curioso, cortesía de IMDb. Hay una parte en uno de los careos con los abogados en el alguien dice que Harvard ha sido cuna de ganadores del Nobel, del Pullitzer, de atletas olímpicos y de una estrella de cine. Bueno pues la estrella de cine es ni más ni menos que
Natalie "mami" Portman.

No me latió:

1 ¿Cuándo entenderán los guionistas que decir "Linux", "Php", "Apache", etc. no es sinónimo ni de geek, ni de hacker, ni de genio? Esa parte en la que Zuckerberg está narrando sus hazañas de "hacker" para crear la aplicación de las chicas es pésima, lo siento, pero cualquier niño de secundaria (sino es que de primaria) ha escuchado esos términos.

2. Retomando el punto anterior, la escena con Bill Gates y las competencias de programación con shots de alcohol se sienten forzadísimas. Me quedó claro desde el principio que Zuckerberg es un chingón para la computación, no es necesario que lo recalquen cada 10 minutos con una conducta disque "geek".


3. Me da la impresión de que la película se ensañó demasiado con los gemelos Winklevoss. Primero se los chamaquean, luego los humilla el director de Harvard, meses después pierden la competencia de remos y para rematar el príncipe de no se donde les dice algo así como "mi hija vio como perdieron por Facebook, sí, esa red social super popular que era idea de ustedes pero que por pendejos les robaron".

4. La imagen que en ciertos momentos la película presenta de Mark Zuckerberg, como uno de esos genios atormentados y medio autista (esa parte donde se poner a ver como llueve está chafísima), como una mezcla rara entre Sheldon de The Big Bang Theory (sin lo gracioso) con el JohnNash de Russell Crowe. No conozco a Zuckerberg en persona ni mucho menos, pero por lo que he visto en las entrevistas que ha dado, NO parece ni atormentado, ni autista, parece más bien un poco teto para ser honestos.


Publicar un comentario